Game over

La Temporada de Liga 2009-10 ha llegado a su fin. El Barcelona, a pesar del acoso constante del Real Madrid, es campeón merecido. No sólo ha logrado tres puntos más que su eterno rival, que a estas alturas de la vida es una nimiedad, sino que ha sido, de nuevo, el equipo español que mejor juego ha desplegado. Además, se ha mostrado con la fortaleza de los campeones en los momentos clave de la temporda. En los dos partidos que han decidido el título (contra los blancos), su juego y goles han deterrado cualquier sugerencia de destronarle y arrebatarle la hegemonía del fútbol español. Chapó para los de Guardiola, que aunque no han jugado tan bien como el año pasado, hazaña muy complicada, no han tenido rival sobre el césped. Pero sí sobre las matemáticas. Los 96 puntos del Real Madrid también son dignos de elogio. La ambición de uno ha contagiado al otro y han hecho de esta temporada, una de las más reñidas de la historia de la liga. Y no es para menos: entre ambos conjuntos han marcado más de 200 goles.

Como todos los finales de liga hay alegrías y llantos. La penuria camina de la mano de Jerez, Tenerife y Valladolid, que hasta la úlitma jornada no se sabían conjuntos de segunda. Las cosas también han estado reñidas por abajo. En Champions, por su parte, se han colocado Valencia y Sevilla; y en UEFA, Getafe y Mallorca. (Este último podría ceder su plaza al Athletic de Bilbao si la demanda interpuesta por los Leones por el Caso Aduriz prospera).

Tras este Temporadón en España, esperemos que España haga un Temporadón en el Mundial. Pero este no es momento de hablar del tema. Sí lo es de despedir a uno de los grandes jugadores que han recorrido las bandas de los campos de primera división durante muchos años. Etxeberría, el 17 rojiblanco, crecido en la Real pero de alma Leona, se despidió el sábado de la Catedral. Corrió la hierba de San Mamés por última vez, y abandonó el terreno de juego envuelto de una gran obación. Una como la que sólo él podía tener.Las lágrimas de Joseba añadieron algo más, si cabe, de emoción a la despedida de uno de los interiores-extremos-delanteros más grandes del Athletic (y me atrevo a decir, de la Selección).

Gallo, siempre te hemos querido y siempre te querremos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: